Latinoamérica: la importancia del paisaje en el turismo

Por Ángela Rodríguez

Con motivo de su quinto aniversario, la Iniciativa Latinoamericana del Paisaje (LALI), ha celebrado este año varios eventos y convocatorias creando sinergias entre socios estratégicos, academia e instituciones para aunar fuerzas en la gestión sostenible y responsable del paisaje.

En este contexto, Fondo Verde y LALI convocaron el concurso Turismo Responsable y Paisaje en Latinoamérica este verano. Gracias al cual hemos podido conocer varios emprendimientos de alojamientos rurales y proyectos de base comunitaria del centro y sur de América.

Para poder evaluar dichos proyectos, se establecieron varios criterios adaptados del Consejo Global de Turismo Sostenible (GSTC), que disponían como base los tres pilares de la sostenibilidad: medioambiental, social y económico. Además, cada propuesta debía ir acompañada de sus correspondientes fotografías identificativas. En total se recibieron 28 propuestas de 12 países diferentes.

De este modo, el proyecto ganador en la categoría de alojamientos rurales fue la Reserva Natural Zafra, ubicada en San Rafael Antioquia (Colombia); ganadores por su activa acción en la conservación del paisaje realizando un ecoturismo de bajo impacto y donde la comunidad local es implicada directamente.

El proyecto de base comunitaria ganador fue la Asociación Comunitaria ACTUAR en San José, Costa Rica. La asociación es una red nacional compuesta por grupos de culturas indígenas, mujeres, conservacionistas y otras comunidades rurales que incursionan actividades de turismo como actividad complementaria a sus economías tradicionales. El alto contenido cultural y ambiental de las acciones de ACTUAR fue lo que les llevó hasta el podio de LALI.

No obstante, el concurso estuvo muy reñido puesto que había grandes proyectos muy ambiciosos que no hicieron el trabajo fácil a los miembros del jurado. Caribe Maya Desconectado en Guatemala y Honduras es un buen ejemplo de ello. Hablamos de una organización que ha creado el multidestino Caribe Maya de gestión comunitaria en áreas protegidas con alto contenido cultural, como es el de la cultura maya y garífuna. Gracias a este trabajo en red, consiguen impulsar los emprendimientos comunitarios del Sistema Arrecifal Mesoaméricano en la cadena de valor del turismo de la Guatemala y Honduras.

El proyecto Pacha Trek, caminando con los Kallawayas, en La Paz (Bolivia), muestra la efectividad del turismo biocultural comunitario de cuatro comunidades Kallawaya. Esta cultura, con su particular cosmovisión fue proclamada por la UNESCO en el 2003 como “obra maestra del patrimonio oral e intangible de la humanidad.”

Por otra parte, el alojamiento La Casa del Hornero en Piriápolis (Uruguay), primer alojamiento B & B sostenible del país, pone en práctica el turismo vivencial con actividades únicas para el visitante en contacto directo con la Pachamama (Madre Tierra), de nuevo haciendo partícipe a la población local en toda la cadena de valor del turismo generado por el alojamiento.

Latinoamérica tiene un apasionante legado cultural que conforma un añadido excepcional a su increíble biodiversidad. No obstante, faltan iniciativas que pongan en valor dichos emprendimientos y que permitan darles a conocer a un público internacional que busca incansablemente esa autenticidad aún guardada por muchos de estos proyectos.

Si te interesa conocer más sobre este concurso, los participantes y los jurados, te invitamos a leer y descargarte gratuitamente el documento oficial de LALI.

Fuente:

https://www.travindy.com/es/2017/12/latinoamerica-turismo-responsable-y-paisaje/

Anuncios

CARTA DE CATAMARCA

26-27 de Mayo 2017

Comprender y preservar el paisaje natural y cultural con sus valores patrimoniales y turísticos no es solo una tarea de expertos, esta tarea involucra a toda la sociedad.
En estos dos días del VIII Encuentro Nacional de la Red Argentina del Paisaje realizado en la ciudad de San Fernando del Valle de Catamarca hemos reflexionado sobre el rol de los diseñadores del paisaje, la actitud del público que visita diariamente los lugares significativos, también acerca del impacto sobre los sitios, sus habitantes, y el riesgo de la pérdida de identidad de ambos.

Nos planteamos una nueva dimensión del Paisaje donde naturaleza y cultura sean analizados conjuntamente.

Pensamos a los paisajes – surgidos de las innumerables maneras en que son experimentados, en distintos momentos históricos y por una multiplicidad de actores sociales y de intereses, muchas veces opuestos — como vertebrador que da sentido y significado a los sitios patrimoniales y a nuestra existencia ; junto al valor del sentido del lugar. El Hombre modifica el Paisaje y este queda impreso en la actividad de su gente.
Partimos de reconocer a una sociedad y a un paisaje que están enraizados en una cultura muy viva , reinterpretando y pensando nuevas formas de gestionarlos y de intervenir en ellos.

Hemos reflexionado sobre la necesidad de desarrollar un marco y un sistema de evaluación y certificación de las ciudades y regiones que están poniendo al paisaje, la sustentabilidad, la biodiversidad, el ambiente y las funciones ecológicas en el centro de sus estrategias urbanas y regionales. (Sistema de Evaluación y Certificación de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza).

Debemos alentar y concientizar a los gobiernos sobre la utilización de soluciones, que brinda la naturaleza, para hacer frente a los desafíos de la urbanización y señalar que invertir en paisaje puede mejorar la prosperidad económica y el bienestar social.
También debemos alentar a una sociedad viva y empoderada que sale a defender sus derechos y el derecho al paisaje. Estamos acostumbrados a ver paisajes banalizados y degradados como evidencia de una decidía en su gestión, emerge la necesidad de recuperar, transformar y crear paisajes de calidad como expresión indisociable de una correcta gestión y ordenamiento del paisaje y del territorio.

El paisaje con valores identitarios , naturales y culturales son motor del turismo sustentable y lo convierte en uno de los sectores que mas recursos humanos emplea y que mayor fortaleza presenta ante la crisis económica de nuestros tiempos.
El año 2017 ha sido declarado por las Naciones Unidas como Año Internacional del Turismo Sostenible para el Desarrollo. El año aspira a sensibilizar a los responsables de tomar decisiones, a la academia y a la sociedad en general sobre la contribución del turismo sustentable al desarrollo, movilizando a la vez a todo los grupos de interés para que trabajen juntos para hacer del turismo un catalizador de cambio positivo.

También hemos declarado nuestra adhesión a La Iniciativa Latinoamericana del Paisaje, que celebra sus 5 años de vida, el 15 de Noviembre de este año 2017, y lo hace organizando el VI Foro LALI en la Alcaldía de Armenia, en Quindío Colombia. Allí estaremos la Red Argentina del Paisaje para debatir sobre ”El paisaje en el mundo local, la llave del turismo sustentable” y para lanzar el documento por un “Convenio Latinoamericano del Paisaje”.

Este simposio estará liderado por LALI, La Alcaldía de Armenia, la Gobernación de Quindío, la Universidad de Caldas, con el apoyo de la Red Argentina del Paisaje, el Observatorio del paisaje de Cataluña , La Corporación, Patrimonio y Paisaje de Chile, el Observatorio IL Paisaje de Mexico, la Fundación Cerros de Bogotá de Colombia y Fondo Verde de España.

 

Descarga la Carta de Catamarca aquí

2 Días de Reflexión Sobre “ EL PAISAJE SUSTENTABLE COMO MOTOR DEL TURISMO Y DEL DESARROLLO LOCAL”

Nuestros socios estratégicos de la RED ARGENTINA DEL PAISAJE, Invitan al VIII Encuentro Nacional en el maravilloso paisaje de CATAMARCA. LALI estará presente con algunos de sus coordinadores y Nodos. Esperamos el apoyo a este líder regional, Roberto Mulieri.

Comprender y preservar el patrimonio natural y cultural con sus valores turísticos no es solo una tarea de expertos, esta tarea involucra a toda la sociedad. En estos 3 días de encuentro reflexionaremos  sobre el rol de los diseñadores del paisaje, la actitud del público que visita diariamente los lugares significativos,  también acerca del impacto sobre los sitios, sus habitantes  y el riesgo de la pérdida de la identidad de nuestros paisajes. Nos plantearemos una nueva cultura del diseño del paisaje. Pensaremos al paisaje como vertebrador que da sentido y significado a los sitios patrimoniales y a nuestra existencia;  junto al valor del sentido del lugar. Partiremos de reconocer a una sociedad y a un paisaje que están enraizados en una cultura muy viva, reinterpretando y pensando nuevas
formas de gestionarlos y de intervenir en ellos.

SPOT

→ FICHA DE INSCRIPCIÓN ANTICIPADA

Infraestructura Verde en Llanquihue, Ciudad de Humedales: Conceptos y Referencias para Pensar la Ciudad desde el Paisaje

Osvaldo Moreno Flores para LOFscapes

 

En el marco del Primer Foro de Sustentabilidad en Llanquihue – Ciudad de Humedales, diversos expertos abordaron en conjunto con actores locales la importancia de conservar y poner en valor los ecosistemas urbanos, dado el rol que cumplen en la prestación de servicios ecosistémicos y culturales que benefician a territorios, comunidades y economías locales. Desde una mirada estratégica y prospectiva, estos ecosistemas se plantean como potenciales piezas claves de una red de infraestructura verde urbana, las cuales, articuladas en conjunto con otros tipos de espacios verdes, permiten constituir un proyecto de ciudad desde el paisaje.

Una rápida mirada desde el aire sobre la ciudad de Llanquihue nos provee de información acerca de la presencia relevante de diversos ecosistemas existentes: la zona de desagüe del Lago Llanquihue que da inicio al río Maullín, el borde lacustre y el sistema de humedales urbanos, entre los que destacan los humedales  Baquedano, El Loto y Las Ranas. Se suman a ello algunos parches de bosque remanente en la zona rural circundante, arboledas de álamos y otras especies propias del paisaje productivo de esta zona de Chile. Sin embargo, este prometedor mosaico de paisaje que se observa desde el aire, se devela de manera más compleja recorriéndolo detenidamente. Tal como ocurre con este tipo de espacios en nuestras ciudades, se observan micro basurales ilegales, residuos líquidos que contaminan sus aguas, infraestructuras viales que los fragmentan, ocupaciones de vivienda y otros usos en sus márgenes con escasa sensibilidad a sus dinámicas y componentes ecológicos. Pese a estas problemáticas, existe una ventaja comparativa en el caso de Llanquihue: una comunidad sensibilizada acerca de la importancia de conservar y poner en valor los ecosistemas urbanos, sumando en esta toma de conciencia a las autoridades municipales y actores privados comprometidos con el medioambiente, tal como se evidenció en el Primer Foro de Sustentabilidad en Llanquihue – Ciudad de Humedales, organizado por Fundación Legado Chile (1).

En este marco, desde una mirada estratégica y prospectiva estos ecosistemas se plantean como potenciales piezas claves de una red de infraestructura verde urbana, las cuales, articuladas en conjunto con otros tipos de espacios verdes, permiten constituir un proyecto de ciudad desde el paisaje, poniendo en valor el rol que cumplen en la prestación de servicios ecosistémicos y culturales que benefician a los territorios, comunidades y economías locales. La noción de infraestructura verde considera una mirada sistémica, integradora y superadora de los tradicionales modelos asociados a la gestión de las áreas verdes urbanas, promoviendo un enfoque innovador para repensar, comprender y manejar aquellos sistemas y componentes que contribuyen al equilibrio de la vida en sus múltiples formas — humana, animal, vegetal — y que generalmente en el contexto urbano se encuentran degradados, descuidados u ocultos. Ríos, esteros, quebradas, humedales, cerros, zonas agrícolas, remanentes de bosques, casi a la manera de un puzle, son ecosistemas urbanos que están a disposición para re articularse y potenciarse, estableciendo sinergias y complementariedades con otros espacios verdes más convencionales, como parques, plazas y jardines, con el propósito de aportar importantes beneficios para la población que vive en la ciudad y sus alrededores (2).

La infraestructura verde es definida como una red interconectada de espacios verdes — urbanos, periurbanos, rurales y silvestres — que conserva y aporta funciones ecosistémicas y servicios ambientales para la población humana, a nivel de provisión de agua limpia, mejora de la calidad del aire, mitigación de los efectos de isla de calor, conservación de la biodiversidad y vida silvestre, recreación, belleza escénica y protección ante desastres, entre otros beneficios (3). En materia de experiencia y referentes a nivel internacional, la incorporación de la infraestructura verde como instrumento normativo o indicativo compatible con el ordenamiento y la planificación territorial se evidencia en diversas iniciativas a nivel global, especialmente en Europa y Estados Unidos. Entre ellas, cabe destacar como ejemplo el Plan de Infraestructura Verde y Paisaje de la Comunitat Valenciana (2011), el Plan de Anillo Verde de Vitoria-Gasteiz (2010), las pautas de planificación de Natural England, Green Infrastructure Guidance (2009), el Plan para el Estado de Nueva York, Green Infrastructure and Low Impact Development Evaluation and Implementation – Plan NYSDEC (2012) o, de manera más cercana, el Plan BIO 2030 de Medellín y el Valle de Aburrá (4).

En Chile, ciudades regionales como Llanquihue constituyen un escenario propicio para integrar la noción de infraestructura verde a la planificación y gestión urbana, dada su cercanía a áreas silvestres y territorios rurales que aún conservan zonas de alto valor cultural y natural. Por otra parte, la existencia de ríos, esteros, humedales, cerros islas y quebradas al interior de estas ciudades constituye una cualidad relevante dada su potencialidad de integrar esas zonas al sistema de infraestructura verde de la ciudad, aportando servicios ecosistémicos y culturales claves para el mejoramiento de la calidad ambiental urbana. Consecuentemente, ello permiteaumentar la competitividad de estas ciudades para atraer capital humano e inversiones, contribuyendo a la descentralización del país. Asimismo, desde el ámbito de la gobernanza territorial, el hecho de que estas ciudades posean un gobierno municipal — en lugar de los múltiples municipios como ocurre en grandes ciudades — permite un mayor nivel de gestión para el desarrollo de este tipo de iniciativas. De igual forma, las secretarías ministeriales y el gobierno regional tienen en estos contextos vasos comunicantes más cercanos que colaboran en la idea de planificación y gestión integrada para repensar la ciudad desde el paisaje, a través de la puesta en valor de los ecosistemas urbanos como parte de una red de infraestructura verde.

Osvaldo Moreno Flores es Arquitecto de la Universidad de Chile; Magister en Paisaje, Medioambiente y Ciudad de la Universidad Nacional de La Plata y Doctor (c) en Arquitectura y Urbanismo. Actualmente es académico de la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad de Chile y de la Escuela de Arquitectura de la Pontificia Universidad Católica de Chile, donde es además Jefe del Programa de Magister en Arquitectura de Paisaje.

Notas:
(1) Primer Foro de Sustentabilidad en Llanquihue, realizado entre el 8 y 10 de Noviembre del 2016, organizado por Fundación Legado Chile <http//:www.legadochile.cl>. Ver también Romy Hecht y Fundación Legado Chile, ‘Te Invitamos a Ver la Ciudad con Otros Ojos: Primer Foro de la Sustentabilidad en Llanquihue, Chile’ en LOFscapes (08 Nov. 2016) <http://www.lofscapes.com/blog/2016/11/6/te-invitamos-a-ver-la-ciudad-con-otros-ojos-primer-foro-de-la-sustentabilidad-en-llanquihue-chile&gt;
(2) Ver Osvaldo Moreno, ‘La infraestructura verde como espacio de integración’ en Libro Digital Simposio Internacional UPE11 (La Plata, 2014).
(3) Ver Mark Benedict y Edward Mcmahon, Green Infrastructure: Linking Landscapes and Communities (Washington, DC: Island Press, 2006).
(4) Moreno, ‘Paisaje, riesgo y resiliencia. La arquitectura del paisaje en la modelación sustentable del territorio’, en Revista FORUM Cátedra UNESCO sobre Desarrollo Sostenible. UPV/EHU · Bilbao 6 (2013).

Leyenda Imágenes:
(1) Vista aérea de Llanquihue (2016)  © Municipalidad de Llanquihue <http//:www.llanquihue.cl>
(2) Humedal Baquedano, caracterizado por estar en medio de un conjunto de viviendas, constituyéndose como espacio central del barrio (2016) © German Guzmán, Fundación Legado Chile para LOFscapes
(3) Borde de Humedal El Loto (2016) © German Guzmán, Fundación Legado Chile para LOFscapes
(4) Aves en Humedal Las Ranas, el más extenso de la ciudad de Llanquihue (2016) © German Guzmán, Fundación Legado Chile para LOFscapes
(5) Sesión de trabajo, workshop de Infraestructura Verde para Llanquihue, dirigido por Osvaldo Moreno en el marco del 1er Foro de Sustentabilidad en Llanquihue (2016) © Cristobal Croxatto, Fundación Legado Chile para LOFscapes

Caso en República Dominicana de gran interés en el V FORO LALI

El Parque de Termas Naturales aguas Calientes es la primera oportunidad en la República Dominicana de desarrollo eco turístico basado en el uso sostenible del recurso natural de las fuentes termanles.

Los autores de este proyecto, Otniel de Moya y Eduardo Sánchez Reyna, fueron invitados especiales en Panamá, con motivo del V FORO LALI, para dar a conocer este proyecto, dentro de bloque “El Poder del Paisaje en el Mundo Local”.

captura-de-pantalla-2016-10-30-a-las-12-09-01

Otniel de Moya y Eduardo Sánchez Reyna

El Parque de Termas Naturales aguas Calientes está emplazado en la reserva forestal del Alto Bao, en la ladera norte de la cordillera central de la República Dominicana. Esta reserva forma parte del parque nacional Armando Bermúdez, con una extensión de 779km2 y en el que nacen las fuentes hidrográficas más importantes del país.

El planteamiento general del proyecto contiene 3 lineamientos fundamentales: ecología, desarrollo comunitario y turismo, articulados de manera que garanticen la sostenibilidad del parque a largo plazo.

Más información visitar:

http://www.coac.net/paisatge/cat/mostrar_projecte.php?id_projecte=10077&lan=cat

AMAZON INITIATIVE

Dear friends and colleagues,

In September of the current year of 2016, the IAB/AM – Institute of Brazilian Architects / Department of the Amazon, is hosting its International Congress – the 2nd ARQ AMAZÔNIA -, in Manaus (see Program at http://www.arqamazonia2016.com.br/ ). It will be attended by an estimated public of 1500 participants.

To show support to the event, an international group of architects, urban designers, graphic artists and musicians joined forces in Manaus and at the University of Sao Paulo to produce the video clip “Amazing Amazônia”.

Dedicated to the Brazilian master, Severiano Mario Porto, the video also forwards architectural and urban design ideas related to a more sustainable form of land use and occupation of the region, including floating structures and the regeneration of florest areas, impacted by unplanned development..

It should channel more registrations and donations to the event, which will also focus on solutions for the sustainable development of the Amazon Region.

We therefore ask you to contribute to its promotion, by accessing, commenting and sharing the video, in view of its institutional objectives and, better still, join us at the Congress!

Warmest regards,

Bruno Roberto Padovano (BRU), Marcos Paulo Cereto and Saide Kahtouni, project coordinators.


Caros amigos e colegas,

Em setembro deste ano de 2016, o IAB/AM – Instituto de Arquitetos do Brasil / Departamento do Amazonas, está realizando seu Congresso Internacional – o II ARQ AMAZÔNIA -, em Manaus (veja a Programação em http://www.arqamazonia2016.com.br/ ). Será atendido por um público estimado em 1500 participantes.

Para demonstrar apoio ao evento, um grupo internacional de arquitetos, urbanistas, artistas gráficos e músicos juntou forças em Manaus e na Universidade de São Paulo, para produzir o vídeo clipe “Amazing Amazônia”.

Dedicado ao mestre Severiano Mario Porto, o vídeo também apresenta ideias arquitetônicas e urbanísticas relacionadas com uma forma mais sustentável de uso e ocupação do solo na região, incluindo estruturas flutuantes e a regeneração de áreas florestais impactadas pelo desenvolvimento não planejado.

Deverá canalizar mais inscrições e doações para o evento, que também irá focalizar soluções para o desenvolvimento sustentável da Região Amazônica.

Pedimos, portanto, sua contribuição para sua promoção, acessando, comentando e compartilhando o clipe, com vista aos seus objetivos institucionais e, melhor ainda, se juntando conosco no Congresso!

Saudações calorosas,

Bruno Roberto Padovano (BRU), Marcos Paulo Cereto e Saide Kahtouni, coordenadores do projeto.

Hábitat III: el camino hacia la Nueva Agenda Urbana

Hábitat III es el título de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Vivienda y Desarrollo Urbano Sostenible, que se desarrollará en Quito, Ecuador del 17 al 20 de octubre de 2016.

Es la tercera de una serie de conferencias convocadas por las Naciones Unidas que comenzaron en 1976, y tiene como principal objetivo fortalecer el compromiso político global en favor del desarrollo sostenible de pueblos, ciudades y otros asentamientos humanos, tanto rurales como urbanos. Se trata de revigorizar y poner en marcha una “Nueva Agenda Urbana”, mediante nuevos compromisos y obligaciones, estableciendo una renovada estrategia global en torno a la urbanización para las próximas dos décadas.

Una conferencia, muchas oportunidades

Esta conferencia ofrecerá por  primera vez en 20 años  a la comunidad internacional, encabezada por los gobiernos nacionales, la posibilidad de evaluar colectivamente las tendencias urbanas rápidamente cambiantes y las formas en que estos patrones están impactando en el desarrollo humano, el bienestar ambiental,  y los sistemas cívicos y de gobierno en el mundo.

Hábitat III también ofrecerá una gran oportunidad para que la comunidad internacional en todos sus niveles compatibilice su comprensión acerca de los problemas y oportunidades planteados por las actuales tendencias  en materia de urbanización.  La pobreza, la calidad de vida, la degradación ambiental y el cambio climático entre otros temas, y por  otra parte las ventajas económicas, sociales y de creatividad ofrecidas por  las ciudades. Durante los preparativos para la conferencia los actores globales podrán mancomunar esfuerzos tendientes a lograr un acuerdo sobre un enfoque colectivo y amplio para comenzar a abordar y capitalizar estas cuestiones.

En la mesa tomando las decisiones estarán los casi 200 gobiernos nacionales que integran la Asamblea General de las Naciones Unidas. Pero estarán apuntalados por una amplia variedad de actores cruciales, que incluyen gobiernos municipales, el sector privado y la sociedad civil.

Ciudades para hoy y para el futuro 

El desarrollo sostenible se entiende según Naciones Unidas como ”el desarrollo que satisface las necesidades de la generación presente sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades”.

En un informe de 1987 la Comisión Mundial sobre Medio Ambiente y Desarrollo alertó que las prioridades actuales de desarrollo no estaban prestando la atención adecuada a las limitaciones de los recursos naturales para abastecer a las comunidades humanas, y que los países pobres no serían capaces de transitar el mismo camino al desarrollo con alta disponibilidad de recursos como el seguido por gran parte de las naciones occidentales.

El desarrollo económico y social debe ser considerado dentro de un sistema interconectado de equilibrios, y que el progreso en un área puede y habitualmente supone un deterioro en otra.

Esto se observa claramente en las zonas urbanas, donde los notables progresos humanos son alimentados por los recursos naturales que se extraen de las zonas rurales. Este proceso global supone un gran motor para el mejoramiento de la humanidad. Pero a su vez afecta a las diferentes comunidades de forma desigual.  Rápidamente ha hecho cada vez mas inhabitables grandes zonas de nuestros pueblos y ciudades, con impactos en el bienestar del planeta entero.

De hecho, es medular alcanzar este equilibrio luego de la aprobación de la Agenda de Desarrollo post 2015 en Setiembre 2015, una guía de objetivos a cumplirse en 15 años para abordar la agenda global de desarrollo. Incluye un objetivo específico para el desarrollo sostenible de ciudades y asentamientos humanos, un hito que le ha dado un nuevo impulso a los temas de Hábitat III en el sistema de las Naciones Unidas.

Un largo proceso de consultas

Desde el año 2009, hay más personas en el mundo viviendo en áreas urbanas que rurales. Esta tendencia está cada vez más acentuada, y se espera que para mediados de siglo casi tres cuartos de la población mundial esté viviendo en pueblos y ciudades.

Dados los problemas de inequidad, consumo de energía y degradación ambiental que pueden parecer infranqueables en muchas zonas urbanas, los efectos de este cambio son desconcertantes. Las ciudades ocupan menos de un décimo del área terrestre del planeta, y sin embargo son responsables de tres cuartas partes del total de energía consumida. Las áreas metropolitanas también son las causantes de la inmensa mayoría de las emisiones de carbón.

Asimismo, niveles históricamente altos de desigualdad se están exhibiendo sobre todo en las zonas urbanas, dónde se cree que dos tercios de la población están experimentando mayor desigualdad que hace dos décadas.

Hábitat III ofrecerá una gran oportunidad para que la comunidad internacional se involucre sustancialmente y formule estrategias sobre estos temas complejos y muchos otros.

¿Qué resultados podemos esperar de la cumbre en Quito?

La conferencia Hábitat III busca alcanzar lo que desde ya se denomina la Nueva Agenda Urbana, un modelo que establece nuevas prioridades y estrategias que tomen en cuenta los patrones de evolución del nuevo siglo.

La nueva agenda también tendrá impactos significativos sobre las prioridades de desarrollo y los programas financiados por el sistema multilateral más amplio — el Banco Mundial, bancos de desarrollo regional y otros — y por gobiernos nacionales que llevan a cabo su propia financiación bilateral.

A los Estados nación también se les solicitará contraer una serie de compromisos para alinearse con los objetivos y las metas de implementación de la Nueva Agenda Urbana. Estas políticas urbanísticas nacionales  oficiarán como  el primer acercamiento a estas temáticas para algunos países.

A su vez, este nuevo acuerdo marco y la consiguiente ola de políticas y acciones sustantivas generarán una estructura de compromisos y controles que tocarán casi todos los aspectos de la planificación de desarrollo urbano.

Una gran oportunidad del proceso Hábitat III podría ser el fortalecimiento del rol de los gobiernos a nivel local en la futura agenda urbana, incluyendo su involucramiento directo a nivel internacional.

* Este artículo apareció por primera vez en Citiscope, un portal especializado que hace reportajes sobre las preparaciones para Habitat III en Citiscope.org/HabitatIII.

 Fuente original:

Democratización de conceptos hacia la resiliencia desde el alma

Por Diana Wiesner

“Tenemos que recordar que lo que observamos no es la naturaleza en sí misma, sino la naturaleza expuesta a nuestro método de cuestionamiento y percepción” — Werner Heisenrberg

Diana-Wiesner_avatar_1410136448-160x160

Para hablar de sostenibilidad a nivel urbano, resulta fundamental entender las particularidades sociales, producidas a partir del contexto histórico, económico y cultural de los territorios pertenecientes a cada centro urbano. Dentro de las ciudades latinoamericanas el crecimiento informal se ha dado principalmente por un desplazamiento de la población desde zonas rurales hacia grandes urbes atractivas, principalmente por ofrecer oportunidades más prometedores respecto a su producción económica y oferta laboral. Particularmente, en el caso colombiano, el conflicto armado interno, así como escasez asociada a fenómenos ambientales tales como carencia de agua ha contribuido fuertemente al traslado forzoso de familias enteras, o desintegradas, hacia lugares que ofrezcan “supuestamente” una mayor seguridad y estabilidad, es decir, grandes ciudades, en donde, además de las ventajas anteriormente planteadas, tienen mejor acceso a instituciones gubernamentales.

Al igual que las personas desplazadas por el conflicto, diferentes personas que no pueden acceder al suelo urbano, se asientan en la periferia de la ciudad, conformando  fenómenos de asentamiento humano “sin control” en los que se da una expansión urbana “natural” y poco planificada hecha por los propios habitantes. Estas zonas de crecimiento informal coinciden, no fortuitamente, con los lugares de mayor marginalidad en la ciudad, pues la ocupación de lotes en la periferia urbana se ha dado en zonas de difícil accesibilidad y servicios por la presencia de fuertes accidentes geográficos como laderas, bordes de ríos, pendientes muy inclinadas, entre otros sectores sin infraestructura y al margen de la legalidad debido a que son zonas no construibles según las políticas de suelo. Lo anterior, hace de estos espacios altamente susceptibles a riesgos ambientales y geológicos como deslizamientos, incendios, inundaciones, entre otros (Motta C., Sobotová L. 2015).

1.-LAS-VIOLETAS-Daniel-Pineda-1043x560

Barrio Las Violetas, Sur de Bogotá. Photo Daniel Pineda

Las ciudades en Latinoamérica predomina la desigualdad y el 57 % de la población que vive en situación de pobreza esta empleado en el sector informal. En este sentido, ciudades en donde la informalidad parece ser el común denominador, resulta fundamental que el concepto integral de sostenibilidad debe llegarle a todos, pues, de cara a procesos de expansión urbana con baja planificación, son los agentes y habitantes de los barrios quienes se vuelven responsables por la gestión ambiental de su lugar y paisaje.

En la actualidad es posible encontrar múltiples propuestas en torno al discurso de ciudades sostenibles, en los cuales se implementen sistemas de infraestructura verde y se protegen sus recursos naturales para garantizar la oferta de servicios eco sistémicos. Sin embargo, este discurso se encuentra concentrado entre los académicos, los profesionales especializados y un porcentaje limitado de población.

Producto de ello, los términos en los que se planea la ciudad, y sus respectivas propuestas sostenibles, resultan alejados de las poblaciones, las cuales están construyendo sus espacios de manera tendencial como lo hacen otros grupos asentados en el territorio, sin contemplar temas como el agua, la vegetación o el espacio libre. A cambio, se privilegian lógicas de supervivencia y permanencia en el territorio.

2.-Medellin-dwiesner-747x560

Comuna 11 en Medellín, Colombia. Foto Diana Wiesner

En el caso de Colombia, las pequeñas poblaciones localizadas en lugares geográficos de población diversa, difícil acceso y topografía inestable han estado influenciados por los modelos de transformación de lo público, como se observa ciudades de mayor densidad como Bogotá o Medellín. En Bogotá, lo anterior se ha evidenciado en una tendencia hacia espacios endurecidos y alejados de la aplicación de infraestructuras ecológicas, por lo cual, si bien el Espacio Público ha aumentado en cantidad, la calidad de su función ecológica y ambiental sigue siendo un reto. Por tanto, ciudades localizadas en el Amazonas, como lo es Leticia y otras ciudades aparecen ejemplos de espacios públicos , que no corresponden a su contexto social, geográfico y climático .

Esta problemática se asocia a una escala mayor, pues el Espacio Público en Latinoamérica todavía se asocia con la connotación de espacio construido e impermeable. Un ejemplo de ello es la peatonalización de varias vías vehiculares para el disfrute peatonal, que en términos de la priorización del peatón sobre el vehículo automotor, es un gran avance, pero en términos ambientales se aplican muy pocas consideraciones, salvo la inclusión de la arborización.

Santander-Park-Florencia-Amazonas-Photo-Desiderio-Martínez-842x560

Parque Santander, Florencia, Amazonas. Foto: Desiderio Martínez

Ciudades como Montería, Córdoba, muestra que existen excepciones importantes. Allí, se evidenciaba una apropiación de la ronda del río, lo cual permitió que al momento de plantear una recuperación de la ronda por parte de la Alcaldía e integrando a la población, se velara por mantener la arborización del lugar y por generar un espacio en común que promoviera el beneficio social y los procesos de cohesión, a pesar de que esto no estuviera planteado dentro de los principios de sostenibilidad urbana.

En este caso, es posible observar que se ponen en práctica múltiples conceptos que parecen limitados a los expertos, pero que en realidad hacen parte del cotidiano de las poblaciones. Algunos de estos conceptos son: resiliencia, gestión de biodiversidad, cambio climático, sostenibilidad, desarrollo de bajo impacto, servicios ecosistemicos, infraestructura verde, entre otros.

Río-Sinu-Monteria-Colombia-Foto-Diana-Wiesner--608x560

Río Sinu, Monteria Colombia. Foto: Diana Wiesner

nuqui-foto-alejandra-artunguaga

Nuquí, Colombia. Foto: Alejandra Artunduaga

Adaptación transformadora:“Es un proceso capaz de cambiar los atributos fundamentales de un sistema, en respuesta al clima y sus impactos”.IPCCC 2014

Biodiversidad:

Según  el Programa Ambiental de las Naciones Unidas (UNEP- WCMC, 2013)  la palabra biodiversidad es una contracción del término diversidad biológica. Diversidad es un concepto que refiere al rango de variación o diferencias entre un rango de entidades; de manera que diversidad biológica refiere a la variedad dentro del mundo viviente.

Infraestructura verde- Infraestructura ecológica:Red estratégicamente planificadade espacios naturales y seminaturales y otros elementos ambientales diseñados ygestionados para ofrecer una amplia gama de servicios ecosistémicos. Incluye espacios verdes (o azules si se trata de ecosistemas acuáticos) y otros elementos físicos en áreas terrestres (naturales, rurales y urbanas) y marinas* (Conama 2014)
Climate change (FCCC usage)A change of climate, which is attributed directly or indirectly to human activity that alters the composition of the global atmosphere and which is in addition to natural climate variability observed over comparable time periods. Intergovernmental Panel on Climate Change (IPCC)

Desarrollo de Bajo Impacto: works with nature to manage stormwater as close to its source as possible. LID employs principles such as preserving and recreating natural landscape features, minimizing effective imperviousness to create functional and appealing site drainage that treat stormwater as a resource rather than a waste product. La Agencia de Protección Ambiental (Environmentral Protection Agency -EPA).

Resilience: is the capacity of a system, be it an individual, a forest, a city or an economy, to deal with change and continue to develop. It is about how humans and nature can use shocks and disturbances like a financial crisis or climate change to spur renewal and innovative thinking.” The Stockholm Center of ResilienceSostenibilidad: A diferencia de la sustentabilidad, implica el aprovechamiento de los recursos sin agotarlos.

Los términos anteriormente planteados requieren por un lado, que se dé una simplificación del lenguaje para los agentes que habitan y construyen informalmente el territorio, y por otro, que se reconozcan y se examinen las prácticas existentes en los asentamientos que representan los conceptos anteriormente mencionados. Un ejemplo importante para ello es el caso de los barrios de origen informal ubicados en los Cerros Orientales de la ciudad de Bogotá. Esta cadena montañosa se constituye como una Reserva Forestal de más de 13.000 hectáreas debido a su riqueza en biodiversidad y fuentes hídricas, y representa el límite natural al oriente de la ciudad. Allí se encuentran barrios de enorme heterogeneidad social, pues es posible encontrar tanto sectores muy privilegiados como asentamientos de origen informal. En estos últimos, que representan zonas marginadas de la ciudad, es posible hallar ejemplos de organización social que se visibilizan algunas propuestas con intenciones sostenibles.

Los especialistas, por una parte deberían trabajar mas cercanos a la población, no solamente en consultas sino durante todo el proceso y ser mas receptivos en aprender igualmente sobre los procesos cotidianos de resolución del riesgo o de problemática ambiental que la propia gente realiza y que se enmarcan dentro de la sostenibilidad.

Uno de las prácticas más claras y reiteradas es el caso de acueductos veredales y comunitarios que, ante la ausencia de un servicio de acueducto y alcantarillado, han logrado hacer uso de los servicios eco sistémicos de la montaña. En este sentido, el cuidado de las fuentes hídricas se convierte también en un interés directamente relacionado con la subsistencia, razón por la cual estos procesos vienen relacionados con la recuperación, uso y cuidado de las quebradas, otra práctica importante que se ha dado en el territorio de Cerros, evidenciando una necesidad de hacer un uso sostenible por los recursos. Adicionalmente, ligado al cuidado del entorno y el mantenimiento del mismo, vienen otros intereses, como la creación de proyectos que fomenten el uso de la montaña y aumenten el espacio público de la ciudad. El Agroparque los Soches, el parque Entre Nubes, la Reserva de la Sociedad Civil del Umbral Cultural Horizontes, entre otros, han representado la posibilidad de que los Cerros Orientales se conviertan en referentes de los conceptos planteados para la sociedad civil y no sólo para quienes habitan en los Cerros.

El reconocimiento de las prácticas existentes en los Cerros Orientales muestra la manera como los términos usados por los expertos se apropian y se usan en las poblaciones que precisamente encuentran mayores retos ambientales. Su ubicación en el límite de la reserva hace que su impacto con el ecosistema sea aún mayor, presentando maneras particulares de relacionarse con el entorno. Si bien la construcción formal e informal en estos sectores debe suspenderse, el acompañamiento y participación por parte de asentamientos informales es fundamental para tener ciudades sostenibles, lo cual implica que los discursos académicos y de expertos tengan un mayor diálogo e intercambio en escenarios locales.

VILLA-ROSITA-DWIESNER-747x560

 

CASA-VILLA-ROSITA-DWIESNER-420x560

DOÑA-R-VILLA-R-DWIESNER-420x560

Fotos Ecobarrio Villa Rosita por Diana Wiesner

foto-claudio-valcamonico

Persona sin hogar,Río Medellín . Foto: Claudio Valcamonico

Sigue leyendo

Conferencia Internacional “Medio Ambiente en la encrucijada: enfoques INTELIGENTES para un futuro sostenible – ECOSMART”

Tenemos el gusto de invitarlos a la Conferencia Internacional “Medio Ambiente en la encrucijada: enfoques INTELIGENTES para un futuro sostenible – ECOSMART”, organizado por la Universidad de Bucarest, Facultad de Geografía.

La conferencia celebra los 115 años de la Educación en Geografía en la Universidad de Bucarest y el 25 aniversario de la Facultad de Geografía.

El evento tendrá lugar entre el 12 al 15 de Noviembre de 2015.

Sesión de la Plenaria de ECOSMART

Donde encontrará las siguientes temáticas:

– Sesión de la Plenaria de ECOSMART
– Taller de retos en la evaluación de los servicios ecosistémicos urbanos- SIG y teledetección
La Sesión de la Plenaria comenzará mañana jueves 12 de noviembre a las 8:00 am hasta las 12:30 p.m. (hora Bogotá D.C.).
Esperamos seguir contando con su participación en la línea de Ecología Urbana.
Cordialmente,
Equipo EcoNat

Martha Fajardo fue galardonada con la medalla al mérito Jesús María Ocampo

Durante las fiestas aniversarias de Armenia (Quindío, Colombia) que se celebraron a principios de octubre , el concejo municipal de Armenia galardonó a Martha Fajardo con la medalla al mérito Jesús María Ocampo. Al no poder estar presente para recibir personalmente dicho galardón, su hermana Gloria Fajardo estuvo allí en representación de ella.

Martha Fajardo tiene más de 30 años de ejercicio profesional, es magister en arquitectura del paisaje (Universidad de Sheffield, UK), Doctor en Letras Honoris Causa de la Universidad de Sheffiel, expresidente de la Federación Internacional de Arquitectos Paisajistas IFLA y actualmente Coordinadora General la Iniciativa Latinoamericana del Paisaje LALI y reconocida mundialmente en el campo del paisajismo y del ordenamiento territorial. Martha es hija del Paisaje Cultural Cafetero Colombiano, región que indudablemente no podía de dejar de exaltar el orgullo y la admiración por su excepcional trabajo desempenado, visto desde el ámbito local hasta una gran escala mundial.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

“Quiero expresarles mis más sinceros agradecimientos por este maravilloso homenaje, la Medalla Jesús Maria Campo Toro, un honor al fundador de Armenia, la ciudad milagro de Colombia, y la capital de uno de los más bellos departamentos del país, el Quindio, “Quindus” nombre dado por la comunidad indígena Quimbaya, con un hermoso e idílico significado, un Eden, es decir un paraíso, un jardín, un lugar donde ser feliz.” – Martha Fajardo